en vanguardia's blog

Pues, ya está.

Con frecuencia, una cosa termina con muchos paralelismos con la manera en la que empezó. Pero por primera vez, no puedo describir el programa de Middlebury College en España así. Encontramos en Sede Prim un sitio que nos cambia tanto que cuando nos vayamos, somos personas diferentes.

España en Italia

Cuando estaba planeando mis vacaciones de primavera, pregunté a la gente español para ver dónde la gente española viaja cuando se van para Semana Santa. Todo el mundo me dijo que tenía que ver Italia porque “es que es precioso”. Decidí seguir sus consejos, y me fui a Italia para encontrar una amiga mía estudiando actualmente en Ferrara. Te juro que había más gente en Italia hablando en español que había gente hablando italiano.

Sobre todo, la democracia

A lo largo del programa aquí en Madrid, he hablado con muchos tipos de gente, incluso jóvenes y adultos, hombres y mujeres, etc. sobre el sistema del gobierno aquí en España. Esta conversación empezó con un interés en un sistema diferente que en lo que he tenido toda mi vida en EEUU, continuó con una investigación en el tema para la clase de gramática, y como me gusta la política, todavía hablo con gente sobre qué prefieren: ¿una monarquía o una república?

Los Latinos Incultos (o eso dicen los españoles)

Cuando llegué a las Islas Canarias durante Semana Santa, observé inmediatamente la diferencia entre los acentos de la gente de Lanzarote y los acentos de Madrid. Hablaba con el gerente del hotel sobre de dónde soy, estudiando en Madrid, y las diferencias en la lengua de las Islas Canarias. La diferencia más notable era que no se pronuncia la “s” como nosotros; muchas veces se reemplaza con un hálito que parece a la letra “h”. Me dijo que esta diferencia es igual en Latinoamérica.

Pues, las prácticas, bueno, ¡son prácticas!

Hablamos ya de nuestros consejos para la gente que viene, y tenía que escribir dos bitácoras separadas sino que quisiera escribir una novela porque la práctica ha sido una experiencia mía muy valiosa, y se merece su propia bitácora.

Pa' la gente que viene:

Primero. OBJETIVOS. Tienes que decidir qué son tus objetivos de un semestre en el extranjero. ¿Quieres hablar como un nativo? ¿Quieres entender la cultura española y vivir como un nativo? ¿Quieres viajar por España para conocer el país? ¿Quieres escribir y leer bien en español? La verdad es que sin sabiendo tus propios objetivos, es muy difícil progresar en la manera que quieres.

“Yo soy del sur, Tú eres del norte.”

Soy de Nueva Inglaterra, y por eso sé que mi estilo de vida debe de ser muy diferente que la gente de Louisiana, por ejemplo. Pues así existe una diferencia parecida entre la gente del norte y del sur de España.

Por mucho que se queje…

…Todavía a la gente española le gustan mucho los programas y la música español. Sabía que existe la influencia americana en España, pero lo que me sorprenda cada día es que en lugar de ignorar nuestros programas traducidos y mirar los programas de España, se aprovechan de la oportunidad mirar nuestros programas traducidos.

Nunca pensaba que lo diría...

…Pero creo que después de 4 meses en un sitio, se entiende demasiado de la lengua español. Cuando llegué aquí en enero y empecé mi práctica, me gustaba tanto la oficina y la gente de allí. Una razón era que la oficina tenía tanta vida cada día; había gente llegando, trabajando, pasando, comiendo, yendo etc.

‘O sea…¿sabes?’

Hablamos de tópicos entre países, raíces, sexos, y además de los demográficos dentro de un país. Igual que en EEUU, parece que a la gente ‘normal’ no le gusta la gente pija. Es muy común imitar a los con dinero y sin cerebro para los jóvenes de aquí. Las caras son siempre iguales; con la boca un poquito a un lado, con una pronunciación peculiar—actualmente una falta de esta pronunciación—de la “b” en la palabra “sabes”, y con las cejas arriba. Además mueven exageradamente las manos mientras hablando—peor que los italianos, seguro.

El tiempo vuela

Ya estamos en el medio semestre, y me siento que vivo en una Madrid diferente que la Madrid a la que llegué en enero. Los periódicos no son tan extraños, las noticias no tan difíciles entender, y no tengo miedo hablar con la gente cuando me pregunta cómo llegar a un sitio por metro, o cuando necesito ayuda o consejo con algo. Ahora cuando escucho la misma música española que escuchaba el primer mes aquí, entiendo mucho más del mensaje de la canción que entendía antes. España ya no está tan misterioso.

Un botellón al puntillo

Anoche fui a la residencia de unas amigas. Como era la fiesta de una chica de Extremadura, muchas de los invitados eran de España. Hablamos de todos temas; de nuestros países, de los acentos, de la política española y la de los EEUU, de la diferencia entre los vinos, de la filosofía, de la moda, y de los viajes de Semana Santa.

Valencia: Un día de playa y una noche de fallas

Un prof. mío nos dijo un día después de clase que tenemos que ver—o tal vez sería mejor decir “oír”—las fallas de Valencia el 19 marzo porque es el último día de una celebración cada año en que los artesanías construyen y pintan estructuras de figuras de la fantasía y cuentas de niños para entrarlas en una competición entre los varios barrios de la ciudad. Al fin de la celebración cada año, se queman todas las estructuras, y un nativo nos dijo que se incluye también “la mejor de todas” que gana la competición.

El Parque en plenitud (de gente)

Esta semana pasada me hallé en el Parque del Retiro muchas veces para objetivos diferentes. Cada vez tenía un objetivo diferente; la primera para explorarlo, la segunda para reunir con unas amigas, la tercera para hacer tarea, después para tomar el sol, y más recientemente—esta mañana a las 7—para correr y mirar la salida del sol en paz.

Más que fotos, son hojas de cultura

Pues, mira. Antes de llegar aquí, no era una chica de las revistas de moda, no había leído un artículo de Cosmo—ni CosmoGirl—ni Elle, ni nada. Siempre era una chica que pensaba que los artículos y los temas y sujetos eran todos sobre el maquillaje, el cuerpo, la ropa y el sexo, y como no son temas que me interesan mucho, me gustaba más mirar las fotos que leer los artículos.

Theme by Danetsoft and Danang Probo Sayekti inspired by Maksimer